¿Qué hacer ante un despido verbal?

El despido verbal es una forma de despido no contemplada en nuestra legislación (de hecho, el Estatuto de los Trabajadores establece la obligación de notificar el despido de forma escrita) y cuya característica más esencial, es la imposibilidad del trabajador para demostrarlo.

Su utilización por parte de algunos empresarios responde a una finalidad muy concreta: tratar que el trabajador no se presente a su puesto de trabajo y hacer pasar tal situación por un abandono del puesto de trabajo.

Por ello, ante un despido verbal, es recomendable requerir al empresario mediante burofax para que se ratifique en el mismo, o para que proceda a la inmediata readmisión, para así poder tener una prueba de éste ante un eventual juicio.

En cualquier caso, en Alberto Martín Abogados te aconsejamos que ante esta situación, acudas lo más rápido posible a un abogado especialista en derecho laboral.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *