Sobre coches y bicicletas

Accidentes de Tráfico y BicicletasLos accidentes de tráfico pueden ocurrir de la manera más inusual. Imaginaos que un coche sale de un aparcamiento subterráneo y de repente contra él impacta una bicicleta que circula por la acera. Ese es el caso que ha tenido la oportunidad de conocer un Juzgado de Santander, el cual ha condenado a un ciclista a abonar 600 euros por tales hechos a la propietaria del vehículo contra el que chocó.

Para el Juez, la responsabilidad del accidente es del ciclista, pues circulaba por la acera y además lo hacía a una velocidad superior a la que lo hace un peatón, recordando que según el Reglamento General de Circulación los monopatines, patines o aparatos simileres “sólo podrán circular a paso de persona por las aceras…” y que “la circulación de toda clase de vehículos en ningún caso deberá efectuarse por las aceras y demás zonas peatonales”.

Según el Juzgador, atendiendo a lo manifestado en el juicio y al parte que rellenaron los agentes de la policía que acudieron al lugar del accidente,  si la bicicleta hubiera rodado a un velocidad inferior a 5 km/h (5 km/h es la velocidad a la que suele andar un peatón), le habría dado tiempo a ver la salida del vehículo y a tomar las precauciones necesarias para no impactar contra él, sin la necesidad siquiera de frenar.

Recuerda ciclista, que a falta de carril bici, o circulas por la calzada jugándote la vida o lo haces por la acera jugándote los cuartos.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *